jueves, 20 de septiembre de 2012

Modos de Vida (valles, llanuras, desiertos, costas y montañas)

Alrededor del mundo, las personas se han adaptado al ambiente en el que se encuentran y se han establecido por medio de la explotación de recursos y distintas actividades que ha permitido la subsistencia del ser humano de acuerdo a las condiciones climáticas y ambientales en diferentes paisajes geográficos.
 
 
En las montañas, el ser humano ha llevado una vida diferente debido a la irregularidad del paisaje y además, de las altitudes que allí se presentan. Las personas que habitan en las montañas, se adaptan a las condiciones de escasez de oxígeno que es característico y por consiguiente, las personas se adaptan corporalmente para poder vivir bajo estas circunstancias. Otro aspecto es que la comunicación es, prácticamente, obstaculizada por las características que poseen este tipo de paisaje geográfico. En esta forma de vida, la actividad agrícola es poca debido a la infertilidad de sus suelos, mientras que la ganadería ha sido una de las actividades económicas más importantes y requeridas en estas zonas. Por lo tanto, la vida en las montañas es un poco difícil pero con aspectos indispensables a los cuales la única manera de habitar allí es por medio de la adaptación.
 
 
En las zonas bajas llamadas valles y llanuras, la población se concentra aún más y por ende las actividades económicas que desarrolla el ser humano son mayores que en otras partes del mundo debido a muchos factores como el suelo, el clima, las temperaturas, entre otros. Sin duda alguna, en estos sitios del planeta la industrialización ha crecido cada vez más, lo que genera más empleo y una forma de vida más “moderna” o que se encuentra más actualizada con lo que exigen las grandes ciudades importantes en los últimos años. Por lo que, el traslado de las personas de zonas en las cuales el estilo de vida se dificulta a zonas como estas, ha aumentado ya que el ser humano busca siempre su satisfacción y el vivir con comodidad.
 
 
Está el caso de las costas que se reconocen por estar cercanas al mar, y que fueron los primeros asentamientos del ser humano para descubrir otras tierras en siglos pasados. En algunas de ellas, se perciben yacimientos de minerales que han permanecido allí, también poca fauna y flora, pero sobretodo, las personas que habitan en este paisaje geográfico han tenido que sobrevivir por medio de actividades como la pesca, que es considerada una de las más significativas de estos lugares. Otro aspecto es que la base de su alimentación proviene de allí, por lo que en su dieta se incluyen toda clase de mariscos y pescado. Las costas no han tenido gran influencia del ser humano, en cuanto al asentamiento de población, sino más que todo se han convertido desde siempre en un paisaje apto para actividades de entretenimiento y también su clima tan cálido.
 
 
Existen otro tipo de paisajes que son los desiertos y éstos se han reconocido por las altas temperaturas que poseen, debido a la escasa influencia de vientos alisios y más que todo, por la ubicación en el mundo. En estas zonas no hay mucha población, porque sus características no han permitido una fácil manera de vivir allí, pero existe al menos fauna y flora que están condicionados a esa clase de clima. Una de las actividades reflejadas en estas zonas, es el arado de distintos productos que cubren la alimentación de muchas personas que habitan bajo esas formas.
 
 
Por lo tanto, cada sitio en nuestro planeta posee sus propias características y condiciones que provoca la adaptación del ser humano, ya que en cada uno de ellos existen muchas maneras de subsistir.        

 

3 comentarios:

  1. Información muy completa y concisa, el video muy apto para ampliar la explicacion del tema. Muy buena calidad de blog!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, espero que la información y el tema hayan sido comprensibles y de su agrado.

      Eliminar